Instalación de Calderas en Madrid y provinciacalorsat-telefono-fijo-header

Los calentadores de agua a gas, es de los más utilizados, porque su consumo es controlado y efectivo. El manejo del calentador de gas es muy fácil. Consta de una serie de fogones que se colocan de manera estratégica en el interior del calentador. Estos fogones calientan una tubería por la que corre el agua. Así el agua se va calentador poco a poco, hasta alcanzar una temperatura que puedes controlar mediante unos mandos.

Este tipo de calentador no calienta desde el primer segundo. El agua cuando sale del grifo está fría, pero cuando corre un rato, empieza a calentarse. En ese momento ya tienes agua caliente. Y se sigue calentando con el calor residual de las tuberías. Por lo tanto, si cierras y abres el grifo de agua caliente, tendrás un minuto extra.

CALENTADOR DE GAS BUTANO

Este calentador es el más popular entre los calentadores de gas. Este tipo de calentador es una unidad metálica, de contención, en el lugar donde se guarda el gas. A través de una válvula se une con el calentador y, este a su vez, a una toma de agua. Cuando se encienden los fogones, mantenidos por el gas, el agua se calienta y sale caliente. Se puede manejar la temperatura con unas manivelas, con las que se adapta la potencia de la llama que calienta el agua.

Cuando no se utiliza, se mantiene encendía una pequeña llama piloto, preparada para calentar el agua cuando sea necesario. El agua sale caliente al poco rato y no hay gasto de energía de más. La calienta al momento, para que se disponga de ella cuando se necesite. Esta característica nos autoriza para controlar el consumo de este calentador de gas, porque solo se utiliza en momentos puntuales, sino puede estar apagado

CALENTADOR DE GAS PROPANO

Otra diversidad entre los tipos de calentadores es de gas propano. Como en el caso del gas butano, también viene envasado en una unidad de contención, pero a diferencia del otro, la capacidad es mucho mayor. Pueden ser bombonas de unos 35kg o, un deposito mucho mayor. Por ello, es muy aconsejable su uso en instalaciones más grandes: oficinas, talleres o fábricas. Es óptimo si es consumo es continuo.

El gas propano es un compuesto químico con componentes semejantes al gas butano y al gas natural. Su propiedad principal es la gran potencia que tiene para calentar el agua. Puede soportar temperaturas extremas, esto no ocurre con otros gases. También hay que decir que, aporta calor para el agua como el butano, aporta energía para otros electrodomésticos

CALENTADOR DE GAS NATURAL

Una preferencia que cada vez es más conocida es el empleo del calentador con gas natural. Este tipo de gas se diferencia de los otros gases por que no viene envasado. Procede de instalaciones mayores, que alimentan a las diferentes casas mediante una red de tuberías. El gas natural viene de restos de fósiles que, putrefacción emiten un gas. Estos restos son extraídos de las capas más profundas de la corteza terrestre y contenidos en tanques que los protegen de los cambios atmosféricos.

Lo que más nos gusta del calentador de gas natural es que nos posibilita ahorrar de manera fácil. No hay que mantener el agua caliente en un tanque ni esperar a que se caliente dejando correr el agua. Gracias a su potencia, el agua sale caliente desde el primer momento. Hay que tener en cuenta, el gas natural no tiene un precio cerrado, depende de lo que consumas + el IVA.

Call Now Button
Abrir chat
Powered by